Ucrania – Declaración de UTA-Kiev sobre los incidentes de Odessa

•mayo 13, 2014 • Dejar un comentario

Image

Muchxs estaréis a estas alturas enteradxs, sea por unos medios o por otros, de lo sucedido en Odessa recientemente, cuando una batalla campal derivó en una auténtica guerra que dejó montones de muertos y centenares de heridxs, cuando los dos principales bloques de intereses opositores protagonizaron enfrentamientos con armamento que incluía no sólo palos y molotovs sino explosivos y armas de fuego.

Puesto que no he vivido los incidentes ni cuento con suficiente información al respecto, me ahorraré el llevar a cabo valoraciones y análisis propios, considerando además la desinformación como uno de los principales problemas presentes en esta coyuntura, donde parece demasiado complicado encontrar una posición objetiva y no sujeta a los turbios intereses de una u otra facción. Creo que nadie mejor que quienes lo están viviendo de primera mano para relatar lo que está sucediendo y explicar cuáles son las auténticas características del conflicto, así que dejo a continuación el siguiente comunicado, emitido por miembros de la UTA (Unión de Trabajadores Autónomos) en Kiev para ofrecer su punto de vista al respecto, y que yo he recibido en portugués en el correo electrónico por parte de compas de ANA (Agência de Noticias Anarquistas) y traducido a castellano.

Antes de nada, me gustaría aclarar sin embargo que no pretendo con esto dar validez total a lo que se expresa en el siguiente escrito, sino ofrecer una perspectiva que, incluso pudiendo estar equivocada, es lo único que hasta ahora he encontrado o recibido que no forma parte de los monólogos de ninguno de los dos “bandos”, proponiendo la auto-organización entre explotadxs como vía para el nacimiento de una nueva fuerza autónoma y realmente anticapitalista y revolucionaria que no se deje embaucar por las condiciones avanzadas de canibalismo social que atraviesa el país y ataque al corazón mismo del problema, es decir, este sistema miserable y su mundo. Mi objetivo no es otro que enriquecer el debate y contribuir tal vez a desenmascarar a los mismos falsos críticos de siempre. Igualmente, invito a cada unx a informarse más allá por su cuenta y a sacar sus propias conclusiones, pues creernos todo lo que dicen este tipo de comunicados sólo porque están emitidos por “los nuestros” nunca es sano, y menos en una situación tan compleja como la de Ucrania donde resulta muy fácil caer en maniqueísmos que tienden a analizar el conflicto de forma simplista e infantil.

————————

Más de 40 personas murieron y cerca de 200 quedaron heridas en el trágico choque entre combatientes de extrema-derecha en Odessa el 2 de mayo: lxs hooligans y las milicias Euromaidan por un lado, stalinistas, paramilitares pro-rusos y la policía local por el otro.

Comenzó como una turba beligerante, compuesta por hombres con “Cintas de San Jorge” y brazaletes rojos (esos brazaletes fueron vistos también en algunos agentes de policía), blandiendo palos y armas de fuego, que se acercaron de la marcha “Unidos por Ucrania”, compuesta por hooligans de extrema-derecha unidos a una gran multitud de civiles. Como en el comienzo del conflicto entre las partes, la policía antidisturbios proporcionó cobertura y cooperación para lxs atacantes, y 4 personas perdieron la vida. Es de destacar que en días anteriores lxs manifestantes Anti-Maidan marcharon repetidamente a lo largo del centro de Odessa y nunca realizaron ninguna acción física contraria a sus oponentes o a la policía.

La multitud civil “pro-ucraniana” no se dispersó tras el tiroteo; enfurecida, comenzó el contraataque. A medida que la lucha se volvió lo suficientemente intensa, algunos luchadores pro-rusos recularon al centro comercial de Afina, que fue entonces bloqueado por la policía. La multitud, incitada por hooligans, siguió a la otra parte de lxs atacantes y comenzó a atacar el campamento Anti-Maidan, localizado cerca del edificio de los sindicatos. Lxs manifestantes Anti-Maidan huyeron para este recinto y, en seguida, barricada se levantaron en las entradas. También se observó que Alexey Albu, líder de la organización stalinista Borotba, incitó personalmente a lxs manifestantes a entrar al edificio cerrado pero nunca se unió a ellos. Vemos esto como prueba suficiente para cualquier organización de izquierdas o anarquista del mundo para quebrar cualquier vínculo, sea financiero o de información, con esta organización. A través del envío de dinero para financiar la guerra civil o de la difusion de sus declaraciones y apoyo moral, contribuís a su propaganda de guerra.

La violencia continuó, la multitud Euromaidan rodeó el edificio de los sindicatos y combatientes de ambos lados dispararon y lanzaron cócteles molotov tanto de un lado como de otro de la cobertura del edificio. En este momento, todavía no está claro cuál fue el factor que más contribuyó al fuego, que causó graves quemaduras a unxs mientras otrxs murieron quemadxs.

Estamos seguros de que la violencia de lxs hooligans de derecha es parte integrante de esta tragedia. Por otro lado, esta claro que esta violencia fue planeada para que fuese contada. Las personas que también deben ser consideradas responsables son los autores intelectuales: pro-rusos y la policía local que los apoyó.

Nosotros, miembros de la UTA, deseamos expresar nuestro luto más riguroso para con las víctimas. Fueron presas de los intereses que tratan constantemente de instigar una guerra civil en Ucrania. Infelizmente, gran parte de la clase trabajadora está desorientada y sirven sólo como fantoche ciego en las manos de tales fuerzas, dando su vida por cosas e ideas estúpidas y sin ningún sentido. El efecto inmediato de la escalada de este conflicto trágico es la división de la clase obrera en Ucrania. Mientras algunos trabajadores están amenazando con una huelga política para apoyar a los Anti-Maidan, varios miembros de la (Promaidan) Confederación de los Sindicatos Libres están siendo secuestrados por fuerzas Anti-Maidan. ¡En vez de tomar una posición unida contra las políticas neoliberales del gobierno, lxs trabajadorxs están ocupadxs luchando entre sí por los intereses de las diversas facciones burguesas!

Nosotrxs no somos pacifistas, y estaremos al lado de la clase trabajadora cada vez que luche contra la burguesa, no importa cuál sea la forma que adopte esa batalla, pero este no es el caso hoy en Ucrania. El proletariado desorientado y débil está ocupado participando de la autodestrucción; los resultados serán la drástica caída en los patrones de vida, el aumento del desempleo y de las actividades criminales y la pérdida de muchas vidas. Todas las posibilidades de auto-organización y movilización de la clase trabajadora serán enterradas por un tiempo.

Podemos ver que este escenario está siendo impulsado por la alianza de varios grupos de extrema derecha, nazis, conservadores y stalinistas. Es importante entender que el Anti-Maidan no puede ser considerado una “protesta social de la clase trabajadora”: Las exigencias típicas de este movimiento en varias ciudades son dictadas por los conservadores clericales más reaccionarios (abolición de la identificación electrónica, ya que incluyen “el número de la bestia”; prohibición de las vacunas etc…) y tienen poco que ver con los intereses de lxs trabajadorxs.

Por otro lado, estamos consternados con la reacción del público (generalmente derecha liberal y patriótica) que se deleita con las muertes en Odessa. Por muy equivocados que estuviesen aquellos que han muerto, no deberían haber muerto en este incidente brutal, como parte de los trabajadores ucranianos con varios candidatos de los movimientos de extrema derecha que se deslizan de socialismo a la barbarie. La cura es bien conocida: Tenemos que percibir nuestros propios intereses de clase, organizarse en el lugar de trabajo y dirigir nuestra rabia contra el verdadero enemigo y no unos contra otros. En estos días la solidaridad con estos trabajadores en todo el mundo significa mucho. La clase obrera mundial está condenada a ser eliminada, sea en el proceso de la revolución social y de la construcción de una sociedad sin clases o en el proceso de una bárbara guerra total.

¡¡No hay dioses, ni amos, no a las naciones, no a las fronteras!!

Автономна спілка трудящих | Unión de Trabajadorxs Autónomxs – Kiev
Lunes, 5 de mayo de 2014

fuente: vozcomoarma.noblogs.org/

París: Ataque con bombas de pintura a la embajada de Bielorrusia

•mayo 9, 2014 • Dejar un comentario

La noche del 15 al 16 de abril en París, se repintó la embajada de Bielorrusia, es un pequeño gesto de solidaridad con los compañeros Dzmitry S. y Dzmitry Z. condenados por haberse enfrentado a neonazis en su región.

fuente: contrainfo

Documental: Straight edge!

•mayo 3, 2014 • Dejar un comentario

Documental interesante sobre lxs anarquistas y punkys “Straight edge” en Rusia. Subtitulos en inglés.

Mett, Ida (1901-1973) y Lazarévitch, Nicolas (1895-1975)

•abril 22, 2014 • Dejar un comentario

Ida-mett

Ida Mett

lazarevitch_nico

Nicholas Lazarévitch

Ida Gilman, que usó el seudónimo de Ida Mett, nació el 20 de julio de 1901 en Smorgon (entonces el Imperio ruso, en la actual Belorrusia). Sus padres, de origen hebreo, eran comerciantes de tejidos en la comunidad judía. Cursó estudios de medicina en Kharkov y Moscú, ciudad en la que frecuentó los círculos anarquistas. Se casó con David Tennebaum. Fue detenida por actividades subersivas y antisoviéticas. En 1924 tuvo que exiliarse, poco antes de obtener su diploma en medicina, para evitar la cárcel. Logró evadirse clandestinamente de Rusia, gracias a la complicidad de unos contrabandistas judíos. Durante dos años vivió en Polonia, en casa de unos parientes.
En el otoño de 1925 llegó a París, vía Berlín, donde frecuentó a Volin, Archinof y Nicolas Lazarévitch, francés hijo de revolucionarios emigrantes rusos, miembros del grupo La Voluntad del Pueblo. Nicolás se convirtió en su compañero de vida e ideales.
Nicolas, nacido el 17 de agosto de 1895 en Lieja, había estado en Rusia desde 1919 hasta 1926, luchando primero en el Ejército Rojo, encargado de la propaganda entre las tropas francesas desembarcadas a principios de 1919 en Odesa. En la huida del acoso del ejército blanco Nicola pasó clandestinamente a Rumania donde fue preso. En 1920 entró clandestinamente en la Italia fascista, contactando con anarquistas como Francesco Ghezzi, e interviniendo en Milán en las luchas callejeras contra las escuadras fascistas. En marzo de 1921 regresó de nuevo a Rusia, donde trabajó primero en los talleres ferroviarios de Kazan y luego en Moscú, como traductor del Komintern, y más tarde en diversas fábricas, descubriendo un proletariado miserable. En una comuna cercana a Yalta conoció y trabó lazos de amistad con Boris Souvarine y Pierre Pascal, reencontrándose allí con Francesco Ghezzi. Volvió a trabajar como minero y electricita. Pasó a la clandestinidad por sus actividades sindicales y de oposición. Fue detenido por la GPU desde el 8 de octubre 1924 hasta el 29 de septiembre de 1926, sin llegar a ser procesado. Fue liberado gracias a la campaña de prensa de la revista anarcosindicalista La Révolution Proletarienne. Expulsado de la URSS, llegó a Francia el 2 de octubre de 1926, redactando el libro de testimonios “Ce que j´ai vécu en Russie”..
En 1926, Ida participó, junto a Makhno, Archinov, Valevsky y Linsky, en la creación y redacción de la Plataforma organizativa para una Unión General de Anarquistas. La Plataforma estaba firmada por el Grupo Dielo Truda (Causa Obrera), título del órgano del Grupo de Anarquistas Rusos en el Extranjero, periódico en el que Ida Mett realizaba tareas editoriales como correctora. Ayudó también a la corrección de las memorias de Nestor Makhno, de quien desempeñó el papel de secretaria en 1926-1927.
En abril de 1927 Volin, Sobol, Fléchine, Schwartz, Steimer, y otros, publicaron un folleto, titulado “Respuesta a la Plataforma”, que atacaba y refutaba la Plataforma de Dielo Truda, abogando por un humanismo universal que negaba la lucha de clases, comparando el texto plataformista con los principios organizativos bolcheviques y con la disciplina leninista, o de cuartel. Volin y sus compañeros veían en la creación de un centro político, de un ejército revolucionario y de una policía antiburguesa, la defensa del principio de autoridad y del estatismo. Volin oponía a la PLATAFORMA, una SÍNTESIS ANARQUISTA, que apuntaba a la superación de las divisiones teóricas y organizativas existentes entre las tres principales tendencias existentes en el movimiento libertario: anarquismo individualista, anarcosindicalismo y anarco-comunismo. La polémica se generalizó y envenenó hasta el punto de que los partidarios de la síntesis acusaron a los plataformistas de querer inocular el virus bolchevique en el pensamiento anarquista.
En 1928 Ida y Nicolas fueron excluidos del Grupo Dielo Truda, acusados de ejecutar ritos religiosos, por haber encendido un cirio en la ceremonia del fallecimiento del padre de Ida, Meyer Gilman, como era arraigada costumbre en la comunidad judía.
Ida y Nicolas iniciaron, en Francia, Bélgica y Suiza, una campaña de denuncia e información sobre las condiciones de vida de la clase obrera rusa. Hasta su expulsión de Francia, el 25 de noviembre de 1928, editaron el periódico La Libération Syndicale.
Refugiados en Bélgica, Ida reanudó sus estudios de medicina, obteniendo la licenciatura en 1930, aunque nunca pudo ejercer profesionalmente, ni en Francia ni en Bélgica. Nicolas trabajó dos años como minero. Frecuentaron los círculos anarquistas, donde entablaron amistad con numerosos exiliados españoles, entre los que estaban Francisco Ascaso y Buenaventura Durruti, quienes en su exilio francés y belga conocieron de primera mano las tesis de los plataformistas y de la experiencia revolucionaria ucraniana, en sus conversaciones con Ida Mett, Makhno y otros revolucionarios anarquistas rusos y ucranianos.
Recién proclamada la República, en 1931, Ida entró clandestinamente en España, donde participó en numerosos actos, invitada por Ascaso y Durruti. El Primero de Mayo, en el mitin cenetista del Palacio de Bellas Artes de Barcelona, Ida y Volin, representaron al movimiento anarquista ruso. La manifestación posterior al mitin derivó en un tiroteo de tres cuartos de hora de duración en la plaza de la República (o de Sant Jaume). Cuenta una imprecisa leyenda que Ida mostró sus aptitudes médicas, curando una herida de bala en el brazo a Francisco Ascaso.
Nicolas llegó a España, también clandestinamente, en junio de 1931. Fruto de la estancia de ambos en España, que recorrieron detenida y extensamente participando en numerosos eventos y reuniones anarquistas, Nicolas escribió un reportaje sobre el movimiento anarcosindicalista hispano, que se publicó en La Révolution Proletarienne, revista en la que durante todos los años treinta siguió editando artículos sobre la situación española.

En noviembre de 1931 ambos regresaron a Bélgica. En 1932 nació su hijo Marc.
En 1933 fundaron, con Jean De Boë, el periódico Le Réveil Syndicaliste. Ida Mett trabajó como farmacéutica y reanudó su activismo anarquista. Tras una manifestación antibelicista, en Bruselas, ambos fueron perseguidos por la justicia. Ida fue condenada por un tribunal a 15 días de prisión y se le impuso una multa. Pero lo peor fue la pérdida de su trabajo por tal condena, ya que se vio arrastrada a serias dificultades económicas, que no le impidieron solidarizarse en la campaña de apoyo a Francesco Ghezzi, Victor Serge y los antiestalinistas encarcelados en la URSS. Nicolas fue detenido por arengar a los obreros textiles en huelga, en el transcurso de una manifestación que había sido prohibida, siendo encarcelado durante siete meses.
En 1936, instalada ilegalmente de nuevo en Francia, en Pré-Saint-Gervais, reanudó su vida de pareja con Nicolas, que acababa de salir de la cárcel. Ida, muy activa en el campo sindical, en la Bolsa del Trabajo, fue nombrada secretaria del Sindicato de Empleados del Gas. Colaboró en la revista La Révolution Proletarienne, de la que había sido corresponsal en Bélgica durante varios años, al igual que Nicolas. Ida también colaboró en Le Libértaire, publicando habitualmente artículos sobre los procesos de Moscú. El 28 de agosto de 1936 publicó un artículo, titulado “Stalin extermina la generación de Octubre”, que denunciaba el carácter totalitario de la vida social impuesta en Rusia por el estalinismo. El 11 de septiembre de 1936 insistió en la denuncia del estalinismo, constatando su influencia contrarrevolucionaria en la Guerra de España, hasta el punto de que los revolucionarios españoles debían considerar a los estalinistas como enemigos tan peligrosos como los fascistas para el triunfo de la causa obrera.
Nicolas colaboró con Louis Mercier Vega en la revista Révision, que entre febrero y junio de 1938 editó cinco números.
Ese mismo año (1938) se inició una grave discrepancia entre Ida y la redacción de La Révolution Proletarienne, referente al antisemitismo, dejando de publicar en esa revista. El 8 de mayo de 1940, Ida y Nicolas fueron detenidos y separados. Nicolas fue internado en el durísimo campo de concentración de Vernet. Ida fue internada, junto con su hijo Marc de 8 años, en el campo de Rieucros (Lozère), del que salió en abril de 1941, gracias a gestiones realizadas por Boris Souvarine, obteniendo la residencia vigilada en La Garde Freinet (departamento de Var). En 1942, ambos pudieron instalarse en Draguignan, hasta la primavera de 1946.
Desde 1946 Nicolas colaboró y participó en diversas revistas y proyectos editoriales, junto a Albert Camus, Lucien Feuillade, Mercier Vega y Boris Souvarine.
Desde 1948 hasta 1951 Ida trabajó como médico en un sanatorio para niños tuberculosos judíos en Brunoy (Var). Desde los años cuarenta hasta su muerte trabajó como traductora técnica en la industria química. Nicolas trabajó como corrector de pruebas y profesor de ruso.
En los años cincuenta, Ida formó parte de la redacción de la prestigiosa revista Est-Ouest, que en 1957 publicó dos números especiales sobre Rusia y el estalinismo, en los que Ida intervino destacadamente (ayudada por la documentación aportada por Nicolas). El número 168, de febrero, se titulaba Le Communisme européen depuis la mort de Staline. El número 180, de octubre, apareció bajo el título de Histoire et Bilan de la Révolution Soviétique. La revista había sido fundada por Georges Albertini en 1948, y el consejo de redacción estaba formado por Boris Souvarine, Henri Barbé, Lucien Laurat, Branko Lazitch, y Pierre Celor. Los artículos de Ida se publicaban sin firma alguna o bajo el nombre de Ida Lazarévitch.
Ida Mett murió en París, el 27 de junio de 1973 y Nicolas Lazarévitch, ya octogenario, el 24 de diciembre de 1975. Los archivos documentales de Ida fueron depositados en el Instituto Internacional de Historia Social (IISG) de Amsterdam y los de Nicolas en la Biblioteca de Documentación Internacional Contemporánea (BDIC) de Nanterre.
Ida es autora de numerosas obras: Au secours de Francesco Ghezzi, un prisonnier du Guépéou (1930), La Comuna de Cronstadt: crepúsculo sangriento de los soviets (1948), La médecine en URSS (1953), L’école soviétique: enseignements primaire et secondaire (1954), Le paysan russe dans la révolution et la post-révolution (1968), Souvenir sur Nestor Makhno (escrito en 1948 y editado póstumamente en 1983).
Los artículos de Nicolas Lazarévitch sobre la España de los años treinta fueron recopilados en un libro, editado por Spartacus en 1972, titulado A travers les révolutions espagnoles. En colaboración con Feuillade publicó una recopilación de textos: “Tu peux tuer cet homme, scènes de la vie révolutionnaire russe”, en el que a través de una serie de testimoniso históricos se exponían las contradicciones de la acción revolucionaria y su fracaso final en la Rusia bolchevique.
El lector interesado en profundizar en los textos y principios de la Plataforma tiene a su disposición una traducción al castellano, publicada por Aldarull. El texto más importante de Ida Mett, su trabajo sobre Cronstadt, que conoció una notable difusión al ser publicado por la prestigiosa editorial Spartacus, ha sido traducido al castellano por Ediciones Espartaco Internacional.

Agustín Guillamón

Publicado en catalán en la revista Catalunya de la CGT número 160 de abril de 2014

Ucrania: 3 textos sobre los últimos acontecimientos

•abril 10, 2014 • Dejar un comentario

Image

Declaración sobre la situación en Ucrania, de la Unión de Trabajadores Autónomos (UTA). 19 de febrero de 2014.

La guerra civil comenzó ayer en Ucrania. Una manifestación poco pacífica se enfrentó a las fuerzas y divisiones defensoras del Estado formadas por lxs seguidorxs del gobierno actual cerca de Vekhovna Rada (Parlamento). El 18 de febrero la policía, junto a lxs paramilitares, organizó un baño de sangre en los cuarteles gubernamentales durante los cuales muchxs manifestantes fueron asesinadxs. Los carnicerxs de las divisiones especiales terminaron haciendo arrestos. Los diputados del Partido de las Regiones gobernante y sus lacayxs burguesxs del Partido “Comunista” de Ucrania huyeron del Parlamento por un túnel subterráneo. Al final, no tuvieron lugar las votaciones de las enmiendas constitucionales, que intenta limitar el poder presidencial. Después de la derrota en los cuarteles gubernamentales, lxs manifestantes se replegaron al Maidan. A las 18:00, el Ministro de Asuntos Interiores y de la Oficina de Seguridad Interna (SBU) declararon un ultimátum a lxs manifestantes, exigiendo que se retirasen. A las 20:00, fuerzas especiales policiales y paramilitares, equipadas con cañones de agua y vehículos blindados, comenzaron el asalto a las barricadas. La policía, las divisiones especiales de la SBU, así como tropas progubernamentales hicieron uso de sus armas de fuego. Sin embargo, lxs manifestantes se las arreglaron para quemar uno de los vehículos blindados de la policía y resultó que las fuerzas gubernamentales no eran las únicas en posesión de armas. Según los datos hechos públicos hoy por la policía (19 de febrero a las 16:00), 24 personas fueron asesinadas: 14 manifestantes y 10 policías. Treinta y un policías sufrieron heridas de bala. Aunque sus estimaciones de pérdidas del lado de la policía es exacto, el número de víctimas entre lxs protestantes, definitivamente, se disminuyó. Lxs médicxs del Maidan citan al menos 30 muertxs.

Da la impresión de que el Presidente Yanukovich tenía la certeza de que por la mañana la resistencia sería aplastada y, por tanto, organizó que los líderes de la Oposición se reunieran con él a las 11:00 de la mañana del 19 de febrero. Como las negociaciones no tuvieron lugar, podemos sacar la conclusión de que el plan del gobierno falló. Durante la fracasada operación de limpiar el Maidan, lxs ciudadanxs de muchas regiones occidentales ocuparon edificios administrativos y persiguieron a lxs policías. A estas alturas la policía, como Institución, no existe en L’viv. Según la SBU, lxs manifestantes consiguieron hacerse con 1500 armas. En menos de 24 horas, el gobierno central perdió el control sobre parte del país. Ahora mismo, la única solución ha de ser la dimisión del Presidente, sin embargo, eso significaría que él, su familia y sus múltiples acólitxs y subordinadxs, que son un grupo considerablemente grande en el gobierno, podrían perder su fuente de beneficios. Es muy probable que no lo acepten.

En caso de una victoria de Yanukovich, se convertirá en mandatario de por vida y el resto será condenado a una vida de pobreza, corrupción y la abolición de sus derechos y libertades. Las regiones rebeldes ahora experimentan recuperaciones masivas “del orden constitucional”. No es improbable que la supresión de tales “grupos terroristas” en Galicia tengan el carácter de limpieza étnica. Los ortodoxs locxs radicales del Partido de las Regiones han visto, desde hace bastante tiempo, a lxs greco-católicxs conservadorxs como el sida de la “eurosodoma”. Tal operación “antiterrorista” se llevaría a cabo con la ayuda del ejército, tal y como ya anunció el Ministro de Defensa, Lebedev.

Hoy, Ucrania vive una tragedia, pero el verdadero horror comenzará cuando el gobierno acabe con la oposición y “estabilice” la situación. Desde febrero, ya son visibles las señales de la preparación de una operación masiva de limpieza, cuando se abrieron casos criminales contra las divisiones de autodefensa de Maidan como formaciones militares ilegales. Según el artículo 260 del Código Penal, lxs miembros de dichas divisiones podrían enfrentarse a entre 2 y 15 años de prisión. Esto significa que el gobierno estuvo planeando poner entre las rejas a más de diez mil ciudadanxs. En las regiones, asó como en la capital, las “divisiones de la muerte” especiales actúan como suplemento de las fuerzas policiales habituales. Por ejemplo, la responsabilidad de quemar vivx a un/a activista de Maidan la reivindicaron estas “divisiones de la muerte” autodenominadas “Fantasmas de Sebastopol”. Anunciaron que están preparadxs para dar un trato similar a lxs participantes de Maidan en el Este.

En caso de una victoria de la Oposición, la vida tampoco será precisamente perfecta. Aunque lxs fascistas son una minoría de lxs protestantes, están bastante activxs y no son las armas más afiladas de la barraca. Algunos días de tregua a mediados de febrero llevaron a conflictos entre los grupos de derechistas, resultando en muchas confrontaciones inútiles y violentas, así como ataques a lxs ideólogxs “herejes”. Además de lxs fascistas, antiguxs y experimentadxs Oposicionistas también intentarán aumentar su poder. Muchxs de ellxs ya tienen experiencia trabajando en el gobierno y no son extrañxs a la corrupción, el favoritismo y el uso de los presupuestos para objetivos personales.

Las “concesiones” que la Oposición exige en el Parlamento en este momento dan pena. Incluso la Constitución de 2004, que intentan restaurar, le da mucho poder al Presidente (por ejemplo, el control sobre la policía antimotines y las fuerzas especiales) y el sistema electoral proporcional con listas cerradas, pone el control del Parlamento en manos de grupos de líderes dictatoriales, que se pueden contar con los dedos de una mano. Estxs, junto al Presidente, gobernarán sin obstáculos.

Su segunda exigencia, la reunión de un Gabinete de Ministros compuesto por líderes de la Oposición, es igualmente penosa. ¿El pueblo está arriesgando su salud, su libertad y su vida para que alguien se convierta en primer ministro y que otro consiga una oportunidad de controlar el flujo del dinero corrupto? Este es el resultado lógico de preferir conversaciones de antemano derroteras sobre “la nación” y centrarse en estructuras verticales atadas a lxs mismxs políticxs odiadxs en lugar de desarrollar organizaciones horizontales con intereses financieros y materiales. Esta es la lección principal que Maidan aún tiene que aprender.

Sin embargo, podremos aplicar esta lección a la práctica solamente si el gobierno actual pierde la batalla.

La Oposición, dentro y fuera del Parlamente, se ha roto en muchas facciones hostiles y rivales. Si gana, el régimen resultante será inestable y carente de coherencia. Será tan burgués y represivo como fue el Partido de las Regiones antes de su primera demostración de fuerza contra lxs manifestantes en noviembre.

Parte de la culpa de este derramamiento de sangre la tiene la Unión Europea que, felizmente, recibe dinero de la escoria corrupta de Ucrania, Rusia y muchos países africanos, mientras diligentemente desatienden el control de la fuente de tales “inversiones”. Solo después de verse los cuerpos muertos de las víctimas de tales “inversores”, se consigue tanto sentimentalismo y pathos humanitario.

Esta no es nuestra guerra, pero la victoria del gobierno significará la derrota de lxs trabajadorxs. La victoria de la Oposición tampoco nos promete nada bueno. No podemos llamar al proletariado a sacrificarse por el bien de la Oposición y sus intereses. Pensamos que involucrarse, participando en este conflicto es un asunto de decisión personal. Sin embargo, alentamos a todxs que eviten que lxs arrastren a servir en las fuerzas militares internas controladas por Yanukovich y a sabotear, con todos los medios posibles, las acciones del gobierno.

¡Ni dioses, ni amos, ni naciones, ni fronteras!

UTA, organización de Kiev

 

Cincuenta sombras de marrón. Kiev, 24 de febrero de 2014.

El derrocamiento del régimen autoritario de Yanukovych no significa de ninguna manera el final de la lucha para nosotrxs. Nuevxs dictadorxs se apresuran a tomar el lugar del Partido de las Regiones. No dudarán en contar con las considerablemente debilitadas agencias de seguridad, al igual que en lxs militantes de extrema derecha. El régimen policial y de arbitrariedad judicial mereció su derrocamiento incondicionalmente, pero ahora puede que llegue el momento de un nuevo terror que se auto-justificará ideológicamente.

En este momento, el poder principal está concentrado en manos del partido de la oposición “Batkivshchyna” (“Patria”), que se las ha arreglado para reunir a gran parte de la clase dominante. Su líder recientemente liberada de prisión, Yulia Tymoshenko, tiene obvias ambiciones presidenciales. Cabe recordar que cuando se pronunció la sentencia de Tymoshenko, la marcha en su apoyo en Kiev no reunió a más de cinco mil personas y que en todas las manifestaciones masivas de este partido se ha tenido que usar extras pagados. Ni Batkivshchyna ni el Partido de las Regiones, prácticamente, no tienen verdaderos apoyos de base ni activistas, pero tiene bastantes recursos materiales.

Para mantenerse en el poder, el equipo de Yulia Tymoshenko tiene que apaciguar a la extrema derecha, al Sector de Derecha (SD) en particular y ya se ha intentado dos veces; se liberó a lxs fascistas que habían sido encarceladxs en casos no relacionados con Maidan tras la promulgación de la ley acordada en el Parlamento. El nuevo Ministro del Interior Arsen Avakov prometió introducir representantes del SD en su ministerio. Ahora podremos llamar a lxs policías “nazis” con razón. Pero Batkivshchyna está claramente asustado por tan apasionado e incontrolable elemento en el poder. Así que tratarán de mantener a la extrema derecha en el anzuelo, no sólo comprándolxs sino también atándolxs con sangre. El Sector de Derecha sueña con saldar cuentas con la subcultura antifascista, así que les ha dado, minuciosamente, el Servicio de Seguridad o dossiers policiales que contienen datos personales. Probablemente en un futuro cercano las autoridades harán la vista gorda ante la violencia contra la izquierda o los ataques racistas, pero lo recordaremos algunos meses después, cuando necesiten una excusa para gobernar lxs aliadxs incómodxs.

El Sector de Derecha tiene su propio juego y así ha sido durante mucho tiempo. Hoy, su líder Dmitry Jarosh exige la entrada en el poder a un alto nivel, como viceprimer ministro para las agencias de orden público. Al mismo tiempo, el periodista Mustafa Nayem ha informado, según los registros encontrados en la Administración presidencial, que Yarosh se estuvo comunicando con Yanukovych o su representante el 20 de febrero. Incluso antes de ello, el 28 de enero, se anunciaron oficialmente las negociaciones entre el Sector de Derecha y el Servicio de Seguridad/Ministerio de Asuntos Interiores. Un día después, representantes de la derecha dejaron que se escurriera este hecho, declarando “el deseo de unirse al proceso de negociación”. Probablemente, estas negociaciones tuvieron lugar de hecho desde mucho antes, sobre todo, cuando se tiene en cuenta los antecedentes de todas las organizaciones que formaban parte del “Sector de Derecha”: “Tryzub” (“Tridente”), así como la SNA y “Bely Molot” (“Martillo Blanco”) han estado interactuando activamente de varias formas con políticxs de ambos partidos del sistema y con las fuerzas de seguridad desde los noventa, dos mil.

El partido “Svodoba” (“Libertad”) compite tanto como Batkivshchyna como con el SD. Este último tendrá que invadir activamente el electorado de Svodoba y, para cuando lleguen las elecciones, el alejamiento entre estas fuerzas políticas aumentará. Ahora Svodoba tiene un asiento simbólico en la Fiscalía, dado que lxs policías y lxs fiscales siempre trabajan juntxs y, al mismo tiempo, se odian; sus intereses son muy similares pero a veces entran en conflicto. Este es el tipo de relación que existe entre Svodoba y el Sector de Derecha.

El Servicio de Seguridad está liderado por Nalivaychenko, que ya tenía el puesto durante la presidencia de Yushchenko. El director de seguridad del país es famoso no solamente por el juicio póstumo a Joseph Stalin por el Holodomor (lo que parece una particularmente broma pesada), sino también por la pelea contra “la organización terrorista Antifa patrocinada por el Kremlin”. Después de perder el trabajo, Nalivaychenko trabajó con la ultraderecha (incluido el futuro activista de Svodoba Eugene Karas, conocido bajo el pseudónimo de “Vortex”), intentando crear un movimiento “Otpor”, pero este proyecto no tuvo éxito.

Al mismo tiempo, en las regiones que aún no se someten al nuevo gobierno pero han renunciado a Yanukovych, sus propios sentimientos fascistas están madurando. Lxs representantes del Partido de las Regiones, que no consiguieron unirse a la mayoría parlamentaria, establecen bloques con pro-rusos de extrema derecha y estalinistas, cosacos y ortodoxos fanáticxs, juntxs luchan contra los, a menudo, imaginarios banderovitas [seguidorxs de Josep Bandera] mientras reprimen a periodistas y activistas pro derechos humanos. El centro marrón se enfrenta a regiones, como mínimo, igual de marrones. La única deferencia es la tradición histórica a la que apelan. Todxs se centrarán en su “lucha por los valores tradicionales”, apelando a la asociación social y al mismo tiempo recortando gastos sociales.

No estamos de ningún lado en el conflicto entre nacionalistas ucranianxs y rusxs. Pero muchxs manifestantes en contra del régimen de Yanukovych se sentirán insatisfechxs tanto con las políticas rapaces de Baktivshchyna, que golpearán los bolsillos de lxs trabajadorxs, como con la “revolución nacional” del Sector de Derecha y Sbodoba, que intentarán quitar lo que queda de los derechos humanos y las libertades. Son estas personas, las indiferente a la ultraderecha y críticas a la oposición, lxs “miembros decepcionadxs de Maidan” lxs que próximamente llenarán las filas de la izquierda y de lxs anarquistas.

Unión de Trabajadores Autónomos

 

Declaración de internacionalistas contra la guerra en Ucrania. 2 de marzo de 2014.

¡Guerra a la guerra!
¡Ni una sola gota de sangre por la “nación”!

La lucha de poder entre clanes de oligarcas en Ucrania amenaza con llevar a un conflicto armado internacional. El capitalismo ruso pretende usar la redistribución del poder estatal ucraniano apara implementar sus longevas aspiraciones imperiales y expansionistas en Crimea y Ucrania oriental donde tiene fuertes intereses económicos, políticos y financieros.

Ante la inminencia del regreso de una nueva crisis económica en Rusia, el régimen está tratando de alimentar el nacionalismo ruso para apartar la atención de los crecientes problemas socio-económicos de lxs trabajadorxs: salarios y pensiones de pobreza, desmantelando el sistema sanitario actual, la educación y otros servicios sociales. En el trueno de la retórica nacionalista y militante es más sencillo completar la formación de un estado corporativo, autoritario basado en valores reaccionariamente conservadores y políticas represivas.

En Ucrania, la aguda crisis política y económica ha llevado a una mayor confrontación entre “antiguos” y “nuevos” clanes de oligarcas y los primeros usaron incluso formaciones ultraderechistas y ultranacionalistas para llevar a cabo un golpe de Estado en Kiev. La élite política de Crimea y Ucrania oriental no buscan compartir su poder ni propiedades con lxs próximxs gobernantes de turno de Kiev e intentan confiar en la ayuda del gobierno ruso. Ambos lados han recurrido a una histeria nacionalista rampante: respectivamente, ucranianos y rusos. Hay enfrentamientos armados, matanzas. Las fuerzas occidentales tienen sus propios intereses y aspiraciones, y su intervención en el conflicto podría llevar a la Tercera Guerra Mundial.

Camarillas beligerantes de fuerzas patronales, como de costumbre, nos obligan a luchar por sus intereses, nosotrxs la gente común: empleadxs, desempleadxs, estudiantes, jubiladxs… Embriagadxs con la droga nacionalista, nos enfrentaron lxs unxs contra lxs otrxs haciendo que olvidásemos nuestros verdaderas necesidades e intereses: no nos importan y no nos pueden importar sus “naciones”, puesto que ahora nos preocupan problemas más vitales y urgentes; cómo hacer para subsistir en el sistema que ellos crearon para esclavizarnos y oprimirnos.

No sucumbiremos ante su intoxicación nacionalista. ¡A la mierda su Estado y sus “naciones”, sus banderas y oficinas! Esta no es nuestra guerra y no deberíamos participar en ella, pagando con nuestra sangre sus palacios, cuentas bancarias y el placer de sentarse en sus cómodas sillas de autoridad. ¡Y si los jefes en Moscú, Kiev, Lviv, Kharkiv, Donetsk y Simferopol comienzan esta guerra, nuestra obligación es resistirnos a ella con todos los medios posibles!

NO a la guerra entre “naciones”. ¡No a la paz entre clases!

KRAS, sección rusa de la Asociación de Trabajadores Internacionales
Internacionalistas de Ucrania, Rusia, Moldavia, Israel, Lituania, Rumanía, Polonia
Federación Anarquista de Moldavia
Fracción de Socialistas Revolucionarixs (Ucrania)

Declaracion de la KRAS-AIT [federación anarcosindical rusa] sobre la lucha por el poder en Ucrania

•abril 9, 2014 • Dejar un comentario

(publicado 4 de marzo 2014)

En Ucrania, la lucha extendida por el poder entre las facciones rivales de la oligarquía burguesa, por desgracia, involucró a sectores significativos de la población. La confrontación adquirió carácter brutal y se acompaña de pérdida de vidas humanas. Los anarco-sindicalistas no pueden apoyar ninguna de las partes beligerantes en el conflicto.

Ellos son igualmente hostiles al régimen de Yanukovich con sus políticas económicas neoliberales y las leyes represivas que criminalizan la protesta alguna (incluidos piquetes de los trabajadores frente de las empresas y las actividades independientes en Internet) – y a la «oposición», en el que el tono es dado por los liberales, nacionalistas y por grupos abiertamente nazis.

Ambos campos son igualmente conservadores y nacionalistas, y cualquier diferencia significativa entre ellos no es visible: ni en el área socio-económica, ni en la política interior o extranjera. Ni la sumisión a la Unión Europea, ni la sumisión a la oligarquía rusa nos resuelve los problemas a los trabajadores de Ucrania. Por otra parte, la victoria de uno u otro bando de la burguesía, con el objetivo de tomar el poder o de mantenerlo, puede llevar los trabajadores en el país a un desastre social.

Consideramos justa la resistencia de los trabajadores contra las políticas neoliberales y el gobierno dictatorial Yanukovych. Pero consideramos inaceptable cualquier participación en movilizaciones conjuntas junto a la «oposición» nacionalista burguesa y abiertamente fascista.

Animamos a los grupos libertarios y activistas de Ucrania de actuar con independencia, de presentar sus propias consignas y demandas socio-económicas y de defenderlos a través de la resistencia trabajadora y de la lucha social revolucionaria.

KRAS, la Sección de la Asociación Internacional de Trabajadores en la Región Rusa

Fte http://aitrus.info/node/3541

Publicado en http://tarcoteca.blogspot.co.uk/2014/03/declaracion-de-la-kras-ait-sindicato.html

Kiev, Ucrania: Good night macho pride 2014

•abril 9, 2014 • Dejar un comentario

anarchafem

Del 24 al 28 de abril de 2014, se llevará a cabo el 3er festival anarcofeminista “Good night macho pride” en Kiev, Ucrania.

En el encuentro, se realizarán discusiones teóricas y prácticas relacionadas con temas anarquistas y feministas, como las relaciones y las formas de hablar lxs unxs con lxs otrxs, la interacción en grupos, cómo manejar insultos o agresiones, concienciación ante comportamientos sexistas y la prevención del agotamiento de lxs activistas. Además, será una buena oportunidad para entrar en contacto con grupos y activistas anarcofeministas de diferentes puntos de Europa.

Un importante punto que se tratará será la presentación de temas anarcofeministas y de género en el movimiento anarquista de la antigua URSS. Otro será el intercambio de experiencias y estrategias para superar el patriarcado.

Mail de contacto: gnmp@riseup.net / Más info: