Rusia: Arte, punk y anarquía. Todo sobre el Grupo Voina

13/2/2011 Uno de los Más Innovadores Colectivos de Arte en Rusia. Ahora criminalizados y en vías de extinción

Este colectivo habla como la gente, sin pretensiones articula desde la cruda realidad contemporánea: Sexo, Política, y Poder. El Grupo Voina, con una práctica artística basada en acciones urbanas, cuestiona todo. Es Arte, Punk y Anarquía. Razón por la cual, han vivido bajo el constante acoso de las autoridades, 15 acciones legales fueron presentadas en su contra en sus tres años de existencia. En su última acción “La Caída del Palacio”, como un justo cuestionamiento al abuso policial, dieron vuelta 7 vehículos patrullas. Una acción que ha puesto bajo amenaza de arresto a todo el colectivo, y dos de ellos están presos desde hace tres meses. Están enfrentando dudosos cargos, pero que pueden acarrearles hasta 14 años de prisión.

El Grupo Voina forma parte de un movimiento innovador más amplio, que se está dando en Rusia en los últimos años. Cuentan con muchos seguidores y adeptos y ahora el público en general sigue de cerca su caso con la ley, incluso en el extranjero. Es así que su proceso judicial se ha convertido en otra acción en sí misma. En la primera audición de la corte que se hizo hace dos semanas, el artista Banksy depositó el dinero para la liberación bajo fianza, pero el juez la rechazó alegando que no puede verificar la identidad del depositante (Banksy ES un artista anonimo). Ahora los dos integrantes de Voina tienen que esperar en prisión hasta el día de su juicio, si llega, dado que las autoridades no han demostrado interés, para fijar una fecha de juicio.

(Esta nota ilustrada con fotos se encuentra en: corneta.org)

La historia de Voina

A principios del 2007, un grupo de estudiantes de filosofía de la Universidad de Moscú se junta alrededor de la figura del conocido poeta del absurdo Dmitri Prigov, con quien venían realizando una serie de pequeñas acciones poéticas alrededor del campo universitario. En julio de ese año tenían programado realizar una acción donde Prigov recitaría poemas encerrado en un armario, mientras que el grupo subiría 22 pisos por las escaleras. Pero inesperadamente el rector canceló la acción y prohibió la obra del poeta dentro del campo universitario. Ante esta noticia Dmitri Prigov sufrió un ataque al corazón y falleció en coma días más tarde.

El 25 de agosto 2007, el mismo día en que falleció el poeta, a medianoche, el grupo realizó su primera acción en el ámbito público para celebrar la memoria de su mentor. Para esta acción “Fiesta” tomaron un vagon del metro y se acomodaron con mesas, comida, y mucha vodka. Compartiendo con los pasajeros, realizaron un círculo completo en la línea circular (valga la redundancia) del metro de Moscú.

En febrero del 2008 participando en una muestra colectiva con artistas de Kiev, decidieron para esta ocasión mostrar la documentación visual de la acción “Fiesta” dentro de un contenedor depositado en las aceras de Kiev. Desafortunadamente la ciudad, sin previo aviso les confiscó todo, se llevaron el contenedor.

En respuesta, el colectivo optó por mostrar su obra en vivo. Y decidieron intervenir en pleno día, simultáneamente en las tres líneas de metro de Kiev. En esta oportunidad, practicamente todos los pasajeros se integraron, ya que los Voinas se desplazaban entre los vagones y la fiesta finalmente se desarrolló en todo el tren. (fotos/video)

Luego de estas primeras acciones el colectivo se consolida como el Grupo Voina (que significa Guerra). En aquel momento Alexei Plucer-Sarno declara a la prensa que  “…más allá de lo que abogaba nuestro mentor, el poeta Dmitri Prigov, nuestro colectivo intervendrá a su propia discreción en cualquier espacio que lo considere pertinente”.

Lo que sigue es una multiplicación basta de sus acciones; a principios del 2008 en un “simbólico acto de justicia alimentaria”, se dedicaron a atrapar gatos en las calles y los infiltraban de noche en restaurantes de lujo, e incluso (gatos menos afortunados) durante el día eran infiltrados en restaurantes McDonald.

En el famoso restaurante de lujo, el “Oprichnik”, cuyo dueño es una conocida figura de la Televisión del Kremlin, la noche del 28 de diciembre (2008) el Grupo Voina selló la entrada con planchas soldadas a las puertas de metal. Las más importantes figuras políticas rusas quedaron atrapadas por horas en su interior. “Una celebración, en nombre de todos los artistas que fueron puestos en cautiverio a través de nuestra historia” comentó sobre esta acción Leonid, miembro de Voina. (video)

En otra ocasión, para demostrar hasta que punto la imagen simbólica de la “autoridad” domina la idiosincracia rusa, un miembro del colectivo se vistió como sacerdote (ortodoxo) con una gorra de policía, luego entró en un supermercado de lujo, recogió todo lo que quiso y simplemente salió caminando, sin pagar. Nadie lo detuvo. (video)

También como parte de su series “Voina en el Supermercado”, realizaron la acción “Vagina liberadora” en la cual un miembro femenino del colectivo logra rescatar un pollo escondido dentro de su vagina. La acción refiere a una cita de Leon Tolstoy de “el pollo Ryaba”.

En otro Supermercado de la cadena “Auchan” realizaron la acción “Conmemoraciones de Diciembre” (en 2008) el día de las festividades por el aniversario de la Ciudad de Moscú. Voina agrega a estas conmemoraciones temas como la explotación de trabajadores ilegales, discriminación de gays y lesbianas… pero apuntando al discurso y política de Yuri Luzhkov, el Alcalde (xenófobo) de Moscú. Incluso muestran un gran cartel al público que dice: “A nadie le importa lo de Pestel” que se refiere a un inmigrante ajusticiado por la policía de Moscú. En esta acción los Voinas entran a un supermercado de la clase alta y ahorcan a un homosexual, una lesbiana y tres trabajadores ilegales del Asia central.

Si bien la acción referida a la figura política del Alcalde de Moscú tuvo gran repercusión mediática, aun más difundida fue su accion en alusión a Medvedev. Dos días antes de las elecciones presidenciales (2008) realizaron una intervención (que podría traducirse como) “Lacogida del Heredero -el osito” (se refiere al oso, símbolo nacional ruso que seguido se lo asocia con la figura del presidente, -Medvedev es el heredero, el osito). Para esta acción se presentaron en el Museo de Biología de Moscú, se desnudaron y comenzaron lacogida; a hacer el amor a modo de performance. Una mujer embarazada posiblemente es la que hacia de oso.

El descentrado circuito del arte ruso

Aunque parezcan actos de “controversia” este colectivo está actuando de manera bien coherente, y esto lo reconoce uno de los más importantes curadores rusos, Andrey Erofeev. A fines del 2009, Erofeev, bien al corriente de la obra del Grupo Voina, los invita a participar en la muestra sobre “Letrismo” (un movimiento pre-Dada que cuenta con muchos autores rusos). La muestra se realizó en la sede central de La Casa del Artista, donde Voina decide presentar la documentación visual de sus acciones. Obviamente, concientes de que algunas de sus obras impactan al nivel de la controversia, hubo obras que fueron disimuladas (o escondidas) hasta el día de la inauguración. Cuando la muestra abrió, Voina sacó todas sus obras -y de buena fe, para mostrar quiénes son y qué tipo de producción realizan. La muestra de Voina poco a poco fue generando cierta temperatura entre el público, hasta que alguien llamó al curador, luego el curador llamó a la policía, se sumaron los agentes de seguridad del establecimiento y a la muestra, literalmente, la bajaron. (fotos/video)

A pesar de que la muestra de “Letrismo” fue censurada (por el curador que los invitó) igual expone al Grupo Voina como parte de un circuito del arte -y en particular, con aquellos que exploran una redefinición del arte actual en Rusia. De hecho, unos meses antes, el Grupo Voina estuvo defendiendo a dos conocidos curadores, Yury Samodurov y Andrei Yerofeyev, cuya muestra fue censurada y además acusados con cargos criminales hasta tres años de prisión. El caso de estos curadores se remonta al 2006, cuando presentaron la muestra “Arte Prohibido”, e inmediatamente fueron tildados de anti-cristianos y penalizados por la ley, por incitar el odio. Cuando en realidad las obras en controversia eran unas imágenes de Marilyn Monroe vestida como terrorista chechenia, hamburguesas de McDonald como “el cuerpo de Cristo”, y figuras de Mickey Mouse oficiando como Jesús.

El día que estos curadores iban a ser enjuiciados Voina se presentó para apoyarlos. Realizaron una acción con el lanzamiento de una canción punk, gritando “Los policías son una mierda” -en realidad la letra es de una conocida banda punk muy a la moda en Rusia.

Finalmente fueron expulsados del juzgado, no sin antes liberar 3.500 cucarachas en la sala de la corte. (video)

No está claro si esta acción ayudó o no, pero los curadores simplemente fueron penalizados con una multa (alrededor de 10 mil dólares).

Una de sus últimas intervenciones (antes de caer en prisión) es la obra “Pene capturado por la KGB”. Esta obra, realizada el 14 de junio 2010, cuestiona el increíble acoso a los ciudadanos, bajo el pretexto de seguridad, que imponía por esos días la KGB (policía secreta rusa) ya que tres días mas tarde se realizaba el Foro Económico Internacional. La acción sobre el Puente de San Petersburgo (un puente levadiso) les tomó solo 23 segundos, y cuando el puente se levantó se puso cara a cara con las oficinas centrales de la KGB.

A pesar de que la policía de control capturó a Alexei uno de los líderes de los Voina, no se presentaron cargos, puesto que no se consideró que hubo vandalismo ya que el puente siguió funcionando.

“La Caída del Palacio”

y el proceso judicial – como Arte

A fines de septiembre 2010 el Grupo Voina realiza su última acción, “La Caída del Palacio” en la que dieron vuelta 7 auto-patrullas de la policía de San Petersburgo, frente al Palacio Mikhailovsky -actualmente sede del Museo de Rusia. “Ese palacio imperial representa todo lo que el ciudadano ruso no puede y no quiere ser” comentó Alexei miembro del colectivo al Moscú Times, mientras que Leonid Nikolayev elaboró sobre políticos con pretensiones burguesas protegidos con un ejercito de policías –y dice- “son todos corruptos, cada policía debería ser juzgado, va a llegar ese juicio final”.

El 15 de noviembre 2010, militares de élite del cuerpo antiterrorista tomaron los predios donde se alojaban los miembros del Grupo Voina. Toda la gente de un edificio de varios pisos fue esposada, maltratada y llevada a un centro de detención hasta que identificaron los miembros de Voina. Arrestaron a dos integrantes del grupo, Oleg Vorotnikov y Leonid Nikolayev.

Kozlenok, una joven miembro del grupo no pudo ser arrestada por estar a cargo de su hijo de un año de edad, actualmente la policía realiza trámites para que el estado tome la custodia del niño y proceder a su arresto. Alexei Plucer-Sarno uno de los líderes del Grupo se dio a la fuga sin documentos, ni dinero, ni ropa, ni nada; con unos contactos consiguió atravesar unos bosques y refugiarse en Estonia. El Ministerio del Interior continúa el reclamo de extradición. La policía judicial allanó los apartamentos de estos miembros de Voina para confiscar papeles, material digital y computadoras, sin dejar de destruir todo a su paso. Los Voinas que fueron apresados declararon haber sido golpeados y torturados.

Estas alegaciones llamó la atención de organismos de derechos humanos que están investigando, y presentarán cargos por estos abusos. La firma de abogados Iosif Gabuniya que se especializa en derechos humanos tomó la riendas del caso.

En una reciente entrevista con la Radio Svoboda, Gabuniya declara que las fotos y videos que se difundieron del proyecto “La Caída del Palacio” no serán suficientes para acusar a los miembros de Voina detenidos, ya que no se puede identificar quienes fueron los que cometieron el crimen.

Por otro lado, la justicia en su momento no supo cómo, o a que leyes recurrir para criminalizar la acción de estos artistas. Al cabo de una semana encontraron una ley raramente utilizada, que es para actos de violencia en las calles cometidos por las hinchadas de fútbol. Así es que presentaron cargos por: “hooliganismo motivado por antagonismo contra un “grupo social” (definiendo a la Policía como un “grupo social”, tal como una “minoría” que necesita protección de la ley). En todo caso, fundados o no, estos son cargos que pueden acarrear hasta 14 años de prisión.

El abogado defensor Gabuniya declaró en su entrevista con la Radio Svoboda: “tengo la impresión de que la policía ahora pretende justificarse exagerando completamente las acciones del Grupo Voina”.

Ciertamente fue una acción puramente simbólica, si hubo algún crimen sería en el “daño a la propiedad” -a los vehículos patrullas. Pero en el primer reporte de la policía figura (exageradamente) en 500 Rublos, y actualmente en los papeles de la corte los daños se reestimaron en 3.000 rublos −6 veces más (En todo caso, es insignificante, equivale a 102 U$ dólares).

En septiembre, una semana después de la acción de los Voinas, Uliya Tomashevskaya, secretario de prensa de la ciudad de San Petersburgo declaró en una entrevista al canal de Televisión Rossiya que “los vehículos no tuvieron ningún daño significativo y están todos activos haciendo patrullaje”.

Kozlenok, la integrante de Voina que aun no fue arrestada por estar a cargo de un niño, comentó a la prensa sobre el “Crimen”: “la acción de Voina fue simplemente una demanda muy dura, pero para reclamar una reforma inmediata del Ministerio del Interior y Justicia, algo, que al fin y al cabo, el mismo Gobierno ya hizo varios llamados para que se realice”.

Los miembros de Voina (incluso los que están en prisión), constantemente responden a preguntas y dan entrevistas a miembros de la prensa. Hay un gran interés por parte de la ciudadanía rusa por este caso. En fin, el proceso judicial en sí mismo, se ha convertido en una acción crítica, por parte de este colectivo de artistas.

Ahora los Voinas han crecido, son más de 200 esparcidos estratégicamente a través del país. Incluso han surgido acciones en ciudades del oriente ruso de individuos desconocidos que declaran ser Voinas. Marcha y protestas han surgido en Moscú, San Petersburgo y otras ciudades reclamando la liberación de los miembros de Voina.

La solidaridad y simpatía, por la obra y la causa del Grupo Voina también ha crecido a nivel internacional, en parte por la difusión en la Web promovida por sus miembros que intentan informar y recaudar fondos para los gastos judiciales; y en parte por la difusión que le ha dado la prensa establecida, adictas a generar controversia de las espectaculares acciones de Voina.

Hace dos semanas, el 16 de enero pasado la corte se dio cita. Los miembros de Voina detenidos se declararon “no culpable”, la fianza fue fijada en el elevado monto de 66.000 u$ dólares. Convenientemente el colectivo ya lo tenia previsto y cubrieron este monto, donde más de la mitad había sido donado por el conocido graffitero que va con el seudónimo Banksy. Sin embargo la corte de San Petersburgo rechazó el dinero con el argumento de que no pudo verificar la identidad de uno de los mayores contribuyentes (de Banksy –el anónimo). Como resultado el juez extendió el periodo de prisión para los artistas hasta la próxima audición de la corte, el 24 de febrero. O tal vez por tiempo indefinido, ya que no se fijó ninguna fecha para el inicio del juicio.

Aquí hay un fascinante video de la audición en la corte (lamentablemente en ruso con subtítulos en inglés). Voina introduce a uno de los más reconocidos sociólogos de Rusia, catedrático en la Universidad de Moscú, que declara ante el juez sobre el derecho ciudadano a disentir y a comunicar a través del arte, elabora sobre prácticas artísticas del pasado (que fueron censuradas y hoy aceptadas) y luego se expande sobre el arte actual.

El 7 de enero pasado, el conocido colectivo de artista DSPA realizó una intervención-urbana-permanente en los muros de la cárcel de San Petersburgo donde están presos los miembros de Voina. Colocaron una placa de mármol en memoria de la gloriosa postura de los miembros de este colectivo.

DSPA es parte de este circuito del arte de vanguardia ruso, y se caracteriza por sus acciones con proclamas proféticas como “La Revolución es Mañana a la mañana” colocando carteles y letreros en espacios públicos. En esta ocasión, en la placa de mármol se lee:

Confinados en esta prisión, en el invierno del 2010, perecen

Oleg VOROTNIKOV y Leonid NIKOLAEV

fundadores de un movimiento artístico político, manifestado con en el Grupo de artistas VOINA que liberó el fuego de la libertad en el corazón de la gente y enseñó modelos en como exponer la verdad.

sus agradecidos conciudadanos

año 2010

Anuncios

~ por rusafa en febrero 18, 2011.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: